Redes Sociales
Clasificaciones
Las "Otras noticias"

Que significa, beber sin sed

February 9, 2018

La “gasolina” de un partido de futbol es el agua. Nuestra hidratación con este elemento es fundamental para un mejor rendimiento.

 

Muchas veces no sabemos la gran importancia que tiene la hidratación pues hace que podamos llevar energía a nuestros musculos para poder seguir jugando y aparezca la fatiga lo mas tardia posible.


Esta fatiga, hace que ridamos mucho peor, nuestros gestos técnicos se hacen mas lentos e imprecisos y nuestras tomas de decsion a veces son equivocadas por ello, además de como es lógico los esfuerzos pierden calidad.


La sed es únicamente el indicativo de que tenemos esa deshidratación y que la fatiga esta haciéndonos mella por eso la frase “Beber sin sed” es muy importante pues evita que apareza esta fatiga.


Os dejamos las cantidas y la manera de hidratarnos antes, durante y después de un partido, muy importante si queremos rendir de manera eficaz

 

Antes del partido
Es recomendable que los futbolistas se hidraten desde el día anterior al partido. Por ejemplo, puede beberse un litro adicional de zumo natural la noche previa al partido, con lo que se proporcionará una cantidad extra de azúcar.

 

Si se almacena una cantidad de glucógeno en los músculos superior a la normal, el volumen de agua en el cuerpo aumenta, debido a que el glucógeno retiene agua. 200 gramos extra de glucógeno muscular, como consecuencia de una dieta alta en hidratos de carbono, aumentará los fluidos corporales en más de medio litro; esto ayudará a reducir la pérdida neta de agua durante un partido, por lo que también en este aspecto resulta ventajosa una ingestión alta de hidratos de carbono los días previos de un partido.


El día del partido, los jugadores deben disponer de abundante bebida y deberán beber aunque no tengan sensación de sed. Sin embargo, durante la última hora previa al inicio del  partido, los jugadores no deben  beber más de 300 mililitros cada 15 minutos.


Durante el partido
Durante el partido, se deberá beber entre 100 y 300 mililitros de agua (unos sobos) cada 20-25 minutos (la ingestión del fluido en un momento crítico después del partido puede trastornar el ritmo de juego, por lo que los jugadores deben beber solamente cuando haya una pausa en éste).


Sería conveniente disponer de botellas de fluido en diferentes lugares del campo a fin de evitar largas carreras hacia el banquillo.


Después de un partido
Durante un partido la pérdida de fluidos oscila entre 1,5 y 3 litros correspondiente al 2-2% del peso corporal. Por ello, será aconsejable que los jugadores beban abundante líquido tras terminar, en las horas y días posteriores, ya que existen estudios que demuestran que el equilibrio de fluido es un proceso lento.

 

 

Please reload

Patrocinadores
Entrevistas
Equipos de base
Horarios de entrenamiento